La Hidrolipoclasia consiste en inyectar en la zona a tratar una solución hipoosmolar de forma que la membrana del adhipocito la capte por ósmosis, se hinche y al aplicar los ultrasonidos (Cavitación) estalle.

El adhipocito está lleno de triglicéridos, los cuales con la rotura de la membrana se descomponen en Ácidos Grasos y Glicerol.

• Los Acidos Grasos se eliminan mediante drenaje linfático y necesitando de una proteína Albúmina, por lo que se recomienda asociar esta técnica a dieta proteínada.

• El Glicerol no se elimina, sólo se recoloca, por eso es necesario el uso de faja tras la Hidrolipoclasia     con cavitación.

El tratamiento se realiza junto con Cavitación en varias sesiones espaciadas 15 días entre ellas.

TE PUEDE INTERESAR: